fbpx

Nueva normalidad zero waste

La vuelta al cole está a la vuelta de la esquina y con ella, nuestros cuerpos nos piden normalidad. Pero ya sabemos que lo que era normal ya no lo es y nosotros proponemos una nueva normalidad con conciencia ecológica. ¡Queremos una nueva normalidad zero waste!

Y en esa nueva normalidad tienen que primar una serie de valores solidarios. Por ejemplo:

las tres erres del reciclaje: reduce, reutiliza, recicla.

Reduce

Reduce el consumo de envases plásticos que no necesitamos para nada. ¿Has visto en redes la foto que circula en la que aparecen unos plátanos pelados pero envasados en una bandeja de plástico con film transparente? Es el colmo de la producción masiva e inconsciente de plástico. La idea es irnos al lado opuesto: comprar con cuidando, valorando no solo el contenido, sino el contenedor.

Y, por supuesto, que nosotros en casa también generamos ese tipo de residuos cuando queremos transportar comida utilizando film o papel de aluminio. Hoy en día ya podemos sustituir esos envoltorios por otros, como los portabocadillos o las fiambreras.

nueva normalidad zero waste

Ocurre algo similar con los productos de cosmética e higiene. Poquito a poco podremos sustituir esos productos de uso diario como el cepillo de dientes por cepillos de dientes de bambú, o como las toallitas húmedas por otras lavables supersuaves. Además, cuando tu bebé crezca puedes continuar usándolas para limpiar el maquillaje sustituyendo a los discos de algodón.

Y esto nos lleva directamente a la siguiente «R».

Reutiliza

Reutiliza siempre que puedas. Por ejemplo, cambiando la botella de agua de plástico que llevan cada día al colegio por una que puedas llevar siempre. ¿Sabías que además el plástico de las botellas comunes desprende tóxicos con el uso, la exposición al sol, etc.? Por eso no se recomienda rellenarlas. Sustituyéndolas por una botella de acero, de tritán o térmica, consigues reducir la huella plástica de una forma asombrosa. Justo lo que queremos en la nueva normalidad zero waste.

nueva normalidad zero waste

Pero no solo eso. Quizás en tu casa ya tienes productos que aún te sirven y puedes alargar su vida antes de comprar otros. Siguiendo con el ejemplo de la vuelta al cole zero waste, si tienes en casa una mochila en casa puedes seguir usándola por más que no esté fabricada con textiles ecológicos. Lo mismo ocurre con los tupper, estuches, ropa…

Meditar bien qué consumir, es un acto de responsabilidad. Por eso, el movimiento minimalista se asocia casi automáticamente con el de cero residuo.

Recicla

Parece que esto lo tenemos más integrado. Llevamos mucho más tiempo escuchando este lema, se han hecho campañas, hay contenedores cercanos… Sin embargo, en un estudio hecho en 2016 se concluyó que de los residuos generados solo se recicló un 12%. Eso sí, hay que tener en cuenta que no todo se puede reciclar, que ciertas combinaciones de recursos dan lugar a material de mala calidad, el interés de la industria detrás, etc. Por eso, antes de llegar al reciclado tenemos que tener muy presentes los otros dos pasos: reduce y reutiliza.

¿Qué elementos distintos tendremos en la nueva normalidad zero waste?

nueva normalidad zero waste

1, 2, 3. Responda otra vez. Seguro que tu respuesta es la mascarilla. Y esta claro que es uno de esos productos que hemos incorporado a nuestro día a día. Con más o menos resignación, pero que ahí están. Ya se ha investigado en el impacto que esto puede tener sobre el medio ambiente. Y esto es lo que dice WWF, la famosa ONG (Fondo Mundial para la Naturaleza):

si el 1% de las mascarillas que se utilizan se desechan mal, terminaríamos con 10 millones de mascarillas al mes contaminando el medio ambiente.

Ya sabemos que hay que tener mucha precaución y prestar atención para poder hacernos con mascarillas reutilizables homologadas.

En torno a este tema parece que no hay mucho debate, niños y niñas tendrán que llevarlas a partir de primaria de forma obligatoria. Sabemos que esto genera controversias por eso desde aquí os lanzamos un abrazo gigante. Este año todos haremos un esfuerzo por adaptarnos y ser flexibles. La capacidad de adaptación está siendo una de las habilidades que el 2020 se ha empeñado en hacer que pongamos en práctica.

Otros valores…

Pero además, ya que estamos construyendo esta nueva realidad y en Estímulos Maternales nos gusta soñar, pediríamos que en esta vuelta a la rutina hubiera otros valores además de la ecología.

Queremos que las miradas hablen, que sonrían, que fluyan. Queremos empatía para que guardemos los juicios en una cajita que se pueda abrir solo para que uno mismo se los revise. Queremos solidaridad con nuestras infancias, con las personas mayores… Queremos que los comienzos y finales de la vida estén rodeados de amor, sean acompañados en condiciones dignas. Queremos que pronto podamos volver a compartir en mesas rodeadas de personas a las que queremos. Queremos poder respirar pronto el aire puro de la montaña y de la brisa marina, sin mascarilla, pero para eso necesitamos tomar medidas ahora mismo. Queremos comprensión para profesorado pero también para las necesidades del alumnado. Queremos que se apoyen a las empresas pequeñas, a las tiendas de barrio, para evitar que unos cuantos sean muy, muy ricos y una gran mayoría muy pobre.

Queremos, además, que sepas que seguimos aquí. De forma presencial u online. Dando apoyo a las familias, cuidando a las mamás, a las embarazadas, a los bebés, a los pospartos… cuidando que os lleguen los productos seleccionados con mucho cariño y conciencia. Queremos seguir siendo un apoyo, porque aunque haya una nueva normalidad hay cosas que no cambian.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies,

ACEPTAR
Aviso de cookies